camiseta real madrid

El pasado domingo, tras la finalización del derbi madrileño, con gesto serio, el portugués saludó a los seguidores blancos que aplaudían apiñados desde una de las esquinas del Vicente Calderón. La primera equipación que lucirá España en la Eurocopa 2008 ya tuvimos ocasión de verla en este foro el pasado 25 de junio (ver post), junto a la nueva camiseta de Alemania. En la espalda, además del número y el nombre del futbolista, la camiseta que el Sevilla ha preparado para la disputa de la final de la Copa del Rey cuenta también con una pequeña bandera de Andalucía. Todas las gestas de los sorianos se consagran en esta santa sede rojilla, repleta de fotos, recortes, autógrafos… y la camiseta firmada de Mario en un lugar preferente. Iker Casillas y el brasileño Lucas Silva, dos de los hombres rodeados de rumores sobre posibles marchas del club, han participado en la campaña publicitaria de la marca deportiva, posando con las nuevas camisetas. La otra noche, en la ‘SER’ y en la ‘Cope’, Rafa Benítez sacaba pecho con una frase que sonaba a bravata de taberna del Oeste: “No me temblaría el pulso para sentar a Cristiano Ronaldo”.

Estaba siendo el argumento más afilado del equipo en ataque, mientras que en el campo Cristiano arrastraba su tristeza. Todo es más fácil en esta vida si en tu equipo está Modric, claro, camisetas de futbol baratas porque el croata ahorra uno o dos toques para que esa distancia se reduzca considerablemente hasta una medida manejable. Benítez se tendrá que buscar la vida para tapar los agujeros que existen en el equipo. No lo dicen en voz alta porque nadie quiere añadir pimienta a la situación, pero sobre la cancha comienzan a ser visibles los gestos (braceos, miradas…) de desaprobación por la falta de solidaridad del portugués con el equipo. Justo ese es el problema, que hay humo en la cocina y alguien está fumando: sobre la pizarra del entrenador más táctico de Europa, tienda real madrid las estrellas hacen la guerra por su cuenta. Los asistentes contuvieron la risa, porque saben que reemplazar al crack portugués significaría abrir con dinamita la caja de los truenos, y nadie, al menos Rafa Benítez, quiere la guerra.

Pero el ‘modelo Ancelotti’ fue quemado en una pira por Florentino Pérez; ahora su sustituto, Rafa Benítez, pone fichas en el tablero y dibuja jugadas y nombres sobre una pizarra gigante: Bale, sobre Benzema; Bale y Benzema sobre Cristiano Ronaldo. Isco basculó buscando la complicidad de Modric o Toni Kroos, camisetas futbol baratas pero encontró muy poco a Cristiano. Es cierto que Rafa Benítez le ha pedido a los suyos un mayor protagonismo en ataque, como se vio con Isco en los tres avances que realizó contra el Málaga que culminaron en tres disparos a puerta. Lógicamente, no me refiero a veteranos como Ramos, Marcelo, Modric, Benzema o, incluso, Keylor Navas y, por supuesto, Cristiano Ronaldo. La banda queda como recurso. Frente al Atlético Isco se olvidó el guión y se limitó a servir en corto sobre un bosque de piernas rojiblancas o, desde la banda derecha, realizar cambios de juego hacia la izquierda. Isco sabe de primera mano que será una de las piezas condenadas al banquillo en cuanto se recupere James Rodríguez.

Si usted acarició este artículo y usted quisiera obtener muchos más datos sobre camisetas de futbol amablemente echa un vistazo a nuestro propio sitio web.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *